Artículo 58 del Código Penal Explicado

1. El tiempo de privación de libertad sufrido provisionalmente será abonado en su totalidad por el Juez o Tribunal sentenciador para el cumplimiento de la pena o penas impuestas en la causa en que dicha privación fue acordada, salvo en cuanto haya coincidido con cualquier privación de libertad impuesta al penado en otra causa, que le haya sido abonada o le sea abonable en ella. En ningún caso un mismo periodo de privación de libertad podrá ser abonado en más de una causa.

2. El abono de prisión provisional en causa distinta de la que se decretó será acordado de oficio o a petición del penado y previa comprobación de que no ha sido abonada en otra causa, por el Juez de Vigilancia Penitenciaria de la jurisdicción de la que dependa el centro penitenciario en que se encuentre el penado, previa audiencia del ministerio fiscal.

3. Sólo procederá el abono de prisión provisional sufrida en otra causa cuando dicha medida cautelar sea posterior a los hechos delictivos que motivaron la pena a la que se pretende abonar.

4. Las reglas anteriores se aplicarán también respecto de las privaciones de derechos acordadas cautelarmente.

art 58 cp

¿Qué nos indica el Artículo 58 del Código Penal?

El Artículo 58 del Código Penal establece las disposiciones relacionadas con el abono de tiempo de privación de libertad sufrido provisionalmente por un individuo mientras está siendo juzgado. El artículo establece que este tiempo será abonado completamente por el juez o tribunal sentenciador para el cumplimiento de la pena o penas impuestas en la causa en la que se dictó la privación de libertad, siempre y cuando no haya coincidido con otra privación de libertad impuesta en otra causa que ya haya sido abonada o que pueda ser abonable en ella. Además, el artículo establece que un mismo periodo de privación de libertad no puede ser abonado en más de una causa.

El artículo también establece que, en el caso de que se haya sufrido prisión provisional en una causa distinta a aquella en la que se decretó, se podrá solicitar el abono de esta privación de libertad. Dicho abono deberá ser acordado por el Juez de Vigilancia Penitenciaria correspondiente, previa comprobación de que no ha sido abonada en otra causa. Este proceso deberá contar con la audiencia del ministerio fiscal.

Además, solo procederá el abono de la prisión provisional sufrida en otra causa cuando dicha medida cautelar sea posterior a los hechos delictivos que motivaron la pena a la que se pretende abonar. Esto significa que la privación de libertad provisional sufrida en otro proceso solo será abonada si ocurrió después de los hechos delictivos por los cuales se impuso la pena.

Por último, el artículo establece que estas reglas también se aplican a las privaciones de derechos acordadas cautelarmente, es decir, no solo se refiere a la privación de libertad, sino también a otras medidas cautelares que pueden ser impuestas a un individuo durante un proceso penal.

El Artículo 58 del Código Penal: explicación sencilla

En resumen, el Artículo 58 del Código Penal establece que el tiempo de privación de libertad sufrido provisionalmente por una persona mientras está siendo juzgada será abonado completamente para el cumplimiento de la pena o penas impuestas en la causa en la que se dictó la privación de libertad. Sin embargo, este abono no aplica si el individuo ha sido privado de libertad en otra causa que ya haya sido abonada o que se pueda abonar en ella. Además, se establece que un mismo periodo de privación de libertad no puede ser abonado en más de una causa.

En el caso de que se haya sufrido prisión provisional en una causa distinta a aquella en la que se decretó, se puede solicitar el abono de este tiempo de privación de libertad. Esto deberá ser acordado por el Juez de Vigilancia Penitenciaria correspondiente, tras comprobar que no ha sido abonada en otra causa, y con la audiencia del ministerio fiscal. Sin embargo, solo se podrá abonar si la prisión provisional ocurrió después de los hechos delictivos por los cuales se impuso la pena.

Estas reglas también se aplican a las privaciones de derechos acordadas cautelarmente, no solamente a la privación de libertad.

magnifiercross