Artículo 158 del Código Penal Explicado

El que, por imprudencia grave, cometiere los hechos descritos en el artículo anterior, será castigado con la pena de prisión de tres a cinco meses o multa de seis a 10 meses.

Cuando los hechos descritos en el artículo anterior fueren cometidos por imprudencia profesional se impondrá asimismo la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión, oficio o cargo por un período de seis meses a dos años.

La embarazada no será penada a tenor de este precepto.

art 158 cp

¿Qué nos indica el Artículo 158 del Código Penal?

El Artículo 158 del Código Penal establece las consecuencias legales para aquellos que cometan hechos ilícitos de forma imprudente y grave, según lo descrito en el artículo anterior. Este artículo se enfoca en la aplicación de sanciones tanto penales como económicas.

El Artículo 158 del Código Penal: explicación sencilla

En términos sencillos, este artículo establece que aquellos que cometan delitos de forma imprudente y grave estarán sujetos a sanciones penales y económicas. La imprudencia grave se refiere a actuar sin la debida precaución o atención, poniendo en peligro a otras personas o causando resultados negativos.

La pena establecida para estos casos es de tres a cinco meses de prisión o una multa que va de seis a diez meses. En otras palabras, aquellos que sean encontrados culpables de cometer actos ilícitos de forma imprudente y grave pueden ser condenados a cumplir una pena de prisión o pagar una multa económica.

Además, cuando los hechos descritos en el artículo anterior (Artículo 157) son cometidos por imprudencia profesional, la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión, oficio o cargo se aplicará por un período de seis meses a dos años. Esto significa que si una persona que realiza un trabajo o profesión comete un acto imprudente y grave que pone en peligro a otros, puede ser castigada con la inhabilitación para continuar ejerciendo esa profesión durante un período determinado de tiempo.

Cabe destacar que este artículo también establece que las embarazadas no serán penalizadas de acuerdo con este precepto. Esto significa que si una mujer embarazada comete un acto ilícito de forma imprudente y grave, no estará sujeta a las sanciones establecidas en este artículo.

En resumen, el Artículo 158 del Código Penal establece las sanciones aplicables para aquellos que cometan actos ilícitos imprudentes y graves, tanto en términos penales como económicos. Además, especifica que aquellos que cometan estos delitos en el ejercicio de una profesión también pueden ser inhabilitados para continuar ejerciéndola. Sin embargo, las embarazadas están exentas de ser penalizadas según este artículo.

magnifiercross